Imagen Personal: Aplica la Colorimetría para que tu belleza Cautive.

 La importancia del color en la Imagen Personal.

Descubre tu Paleta de Tonalidades con la metáfora de las 4 Estaciones.

 

Mujer y Color

 

El color resulta ser una poderosa herramienta de comunicación, uno de los principales componentes de la Imagen personal, muy útil a la hora de crear de una renovada presencia transformando la apariencia exterior.

Los colores tienen el poder de calmarnos, inspirarnos, excitarnos, equilibrar o alterar nuestras percepciones y producir diferentes estados de ánimo.

La teoría estacional del color es una herramienta que nos permite conocer cuales son nuestros colores para potenciar el impacto de nuestra imagen personal  y reencontrarnos con nuestra particular belleza.

Nos permite afirmar, mejorar o modificar nuestra presencia y refuerza nuestra comunicación no verbal.

Al descubrir cual es tu paleta personal te verás más atractiva y cada pieza del guardarropa encontrará su lugar, logrando expresar congruencia entre lo que eres y los objetivos de comunicación que persigues.

Cada mujer tiene su coloración natural y el secreto para encontrar los tonos más favorecedores se encuentra en las estaciones de la naturaleza, de allí que se clasifican metafóricamente como Mujer Otoño, Mujer Invierno, Mujer Primavera y Mujer Verano.

Colorimetría y Vestuario

El color de las prendas, sobre todo de aquellas que acercamos a la cara produce efectos de luz que automáticamente avivan el rostro y la mirada.

La luz emite el color  hacia  arriba, dando como  resultado ciertas tonalidades que favorecen cada tez, o por el contrario, se proyectan sombras.

Por eso, para resaltar nuestra presencia es importante conocer cuál es la coloración dominante que tenemos, con el fin de complementarla con los colores de las estaciones.

No todos los colores nos favorecen así sean el último grito de la moda.

Existe toda una gama de colores que nos hacen ver pálidas mientras que otra por el contrario, realza nuestras facciones y nos permite proyectar una imagen más saludable y vital.

El tono de piel, ojos y cabello es un aspecto determinante a tener en cuenta a la hora de elegir los colores de nuestro vestuario personal y profesional.

Nuestros genes nos han dado un tipo particular de coloración que se complementa con una de las paletas estacionales.

 

Al conocer la propia tonalidad los beneficios serán las siguientes:

 

  • Transformarás tu aspecto, dando como resultado una nueva imagen más auténtica.
  • Salir de compras  será una experiencia gratificante ya que podrás seleccionar los colores de las prendas que te favorecen rápidamente, sin pérdida de tiempo.
  • Podrás armar de manera atractiva y equilibrada conjuntos completos para diferentes ocasiones: reuniones, presentaciones, juntas, viajes de negocios,  incluyendo también los colores de los accesorios, maquillaje y coloración del cabello.
  • Todos los elementos del vestuario serán combinables y funcionales.
  • Llevar las tonalidades de manera armoniosa con nuestra coloración personal influye en nuestra autoestima. Sentirse bien vestida para la ocasión ayuda a proyectar una sensación de seguridad, sentido del gusto y capacidad de elección.
  • La teoría del color resuelve el eterno dilema de no tener qué ponerse.

 

Sabrás si llevas el color adecuado cuando:

 

  • Tu piel resplandece, luces atractiva, joven, saludable. Sientes seguridad y una mayor autoestima.
  • El rostro se ilumina neutralizando imperfecciones, se percibe más lozano y vital.
  • Tus ojos brillan con el color de ciertas prendas.
  • Proyectas principalmente tus atributos más favorecedores, las facciones definidas.
  • Tu presencia impacta en un primer momento quedando el color relegado al fondo.

 

coloriemtria

 

Reconocerás que elegiste el color inadecuado cuando:

  • Percibas sombras oscuras en tu cuello o mentón, se acentúan las ojeras.
  • Con determinados tonos luces opaca, mayor de edad, enfatizando las líneas de expresión.
  • Tus rasgos faciales aparecen más fuertes.
  • Sientes duda sobre el atuendo elegido, baja vitalidad y seguridad.  Cuando los colores combinan con nuestra naturaleza sentimos una mayor autoconfianza, nos reencontramos con nuestra belleza innata.

Al seleccionar un color en la vestimenta, en realidad elegimos una frecuencia vibratoria de estímulo que influye en la imagen que proyectamos y en la energía que transmitimos.

Las tonalidades tienen un enorme poder comunicativo. Los colores y las prendas que vestimos hablan silenciosamente sobre nosotros.

El conocimiento del color nos introduce en un mundo apasionante que se aplica a la energía, las emociones, la estética, la decoración, la alimentación, la imagen personal, ya que todo lo que nos rodea lleva color.

DESCUBRE con qué estación de la naturaleza armoniza tu belleza de Mujer  y ¡Potencia tus Atributos!

 

Descarga aquí la presentación “Mujer y Color”

 

 

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *